BREAKING NEWS

Google añade una política de administración en Chrome para desinstalar extensiones en lista negra

Google está agregando una nueva política de administración en Chrome que desinstalará automáticamente las extensiones del navegador que están en la lista negra de los administradores.

Google anunció la llegada de las extensiones de Chrome hace casi una década y desde entonces se han vuelto inmensamente populares como un complemento que amplía las funcionalidades del navegador. No hay navegador web que se precie que no cuente con ellas y para Chrome, se cuentan hoy unas 180.000, la mayoría almacenadas en la tienda Chrome Web Store.

Actualmente, los administradores pueden habilitar una política denominada “Configurar lista negra de instalación de extensiones” para crear una lista negra de extensiones en Chrome. Estas extensiones incluidas en la lista negra se agregan como identificadores de extensiones individuales y, una vez agregadas, evitarán que los usuarios administrados instalen las extensiones asociadas.

Para hacer esto, los administradores de Windows pueden descargar las plantillas de políticas de Chrome y agregarlas al Editor de políticas de grupo. Una vez agregadas, pueden configurar diversas políticas de grupo. Si bien esta política impide que los usuarios instalen una extensión, no hace nada para los usuarios que ya han instalado la extensión.

Debido a ello, los administradores han estado solicitando una nueva política de grupo que permita que Chrome elimine cualquier extensión que aparezca en la lista de “Política de configuración de instalación de la lista negra”. Google está de acuerdo y ha comenzado a trabajar en una nueva política de Chrome llamada “Desinstalar extensiones en la lista negra” que desinstalará cualquier extensión cuyas identificaciones hayan sido incluidas en la lista negra.

Además de eliminar las extensiones, también eliminará los datos de los usuarios locales asociados. Se espera que la nueva política se lance con la versión Chrome 75, suya versión beta se lanzará en mayo y llegará al canal estable en junio.

Extensiones: tan útiles como peligrosas

Google anunció la llegada de las extensiones de Chrome hace casi una década y desde entonces se han vuelto inmensamente populares como un complemento que amplía las funcionalidades del navegador. No hay navegador web que se precie que no cuente con ellas y para Chrome, se cuentan hoy unas 180.000, la mayoría almacenadas en la tienda Chrome Web Store.

Si algunas de ellas son -casi- imprescindibles para muchos usuarios al ampliar el potencial del navegador, aumentar sus características o permitir distintas personalizaciones, no todo es positivo en estas pequeñas piezas de software. Dependiendo de su número y características pueden afectar al rendimiento y también a la seguridad, porque las extensiones son una vía de entrada preferente para el malware.

Teniendo en cuenta su peligrosidad y que Chrome arrasa en cuota de mercado de navegadores web de escritorio, con una cuota que se acerca al 70%, es imprescindible para los administradores contar con políticas de control. La nueva política de administración en Chrome para desinstalar extensiones en lista negra es bienvenida.

Fuente: muyseguridad